Son lo que son

Sí, es un policía español agrediendo a un niño. No es un lejano país tercermundista, no es precisamente la “dictadura” cubana o Venezuela, ni es un país extremista islámico donde sucede esto, tampoco es Corea del norte no, es España, 20 de Febrero de 2012.

Las fuerzas de (in)seguridad del estado continúan apaleando, vejando e insultando a niños y niñas en Valencia, siguen yendo contra la población, esa misma a la que deberían defender, esa misma que les paga.

Hoy van otras 16 detenciones, además de agresiones y violencia gratuita por parte de la policía española a niños. Y esto irá a peor, ahora no hay elecciones a la vista, son conocedores de que la situación en las calles va a empeorar, y no se van a cortar, pero no debemos permitirlo. Queda una vez más demostrado que la policía española es parte del enemigo, son una parte importante del grave problema que tiene este país. Son seres despreciables (afortunadamente si no todos, sí una gran mayoría) que no tienen honor, ni valentia, son los perros que lanzan sus amos contra el pueblo cuando tienen miedo.

Siento, una vez más, como siempre, absoluto desprecio hacia la institución policial de este país, al menos tal y como está enfocada y dirigida hoy en día. Causan más problemas que los que solucionan, van encontra de la sociedad.

Son lo que son: violentos, salvajes, descerebrados, inmorales, cobardes con problemas de virilidad, escoria. Son Policías.

Sin miedo.

Un Saludo.

Concierto de Iron Maiden y Edguy en Valencia – 21/08/2010 (Auditorio Marina Sur)

Lo conseguí, ví a Iron Maiden por segunda vez (¿o aún no? no lo tengo del todo claro…) el caso es que esta vez no hubo huracán, maremoto, lluvía de meteorítos, pandemia mundial repentina… ni nada por el estilo, el concierto se celebró y yo estuve presente (novedad). Aquí dejo la crónica del concierto tal y como lo viví,  lo de verlo ya fue otra cosa, por que la organización de la puta rana, rock ‘n’ rock, volvió a dejar mucho que desear, y ya van…  ni se sabe. Aquello no era un auditorio, NO, hasta un amigo con el que fuí al concierto se esperaba que fuese un pabellón cubierto y con gradas, vamos, justo a lo que puede evocar la palabra auditorio, al menos a unas gradas para poder sentarse quien así lo desee, pero el equivoco estaba claro, la rana es así y no, no era un auditorio, era un jodido parking en el puerto de Valencia.

Aunque la lista de circunstancias lamentables no cesó ahí:

  • El escenario era pequeño y estaba colocado a baja altura, en un terreno en el que no había pendiente, lo que impidió que la mayoría de la gente pudiera ver bien el concierto, ni de puntillas, ni midiendo 1,90, y no quiero decir nada si eras bajito/a, porque ni saltando, algo inaudito, pero la rana es así.
  • El sonido del concierto de Iron Maiden fue bajo: al final del concierto oí bastante gente que situados un poco atrás no oyeron nada; yo que estaba más o menos cerca si que noté que estaba más bajo de lo normal, especialmente en las dos primeras canciones.
  • No quedaba agua embotellada en los bares a la hora de haber entrado.
  • El auditorio se demostró pequeño para las cerca de 30.000 personas que calculo habría allí, lo que hizo que aumentara el calor que ya de por sí hacía ese día en Valencia.
  • Los teloneros Edguy solamente tocaron 35 míseros minutos.

Y creo que no me dejo nada, pero como ya digo… la rana es así. Como dato favorable también diré que los accesos estuvieron bien organizados y que a pesar de la kilométrica cola que había montada y que presagiaba nada bueno, todo el mundo entró en un intervalo rápido de tiempo.

Entrando en el concierto en sí, primero quisiera puntualizar que esos escasos 35 minutos de Edguy, que a todo el mundo le parecieron poquísimo fueron sublimes, ¡qué energía! !qué entrega! ¡qué sonidazo! que bien estuvieron Sammet y compañía. Tocaron solamente 6 canciones pero eso les bastó que estan en un estado de forma inmejorable, Tobias cantó mejor que nunca, y se notó mucho, yo sinceramente disfruté como nadie. Sigo pensando que son los grandes herederos del trono que hoy por hoy ostentan otras bandas como los propios Maiden, a las que por cierto no tienen nada que envidiar. También prometieron que volverían con nuevo disco bajo el brazo. Habrá que esperar pues. De su set-list, quizá demasiado previsible a la par que corto, rescato “Speedhoven”, el mejor corte de su último trabajo “Tinnitus Sanctus”, y que en directo quedó impecable.

Cartel de la gira

Cartel de la gira

Iron Maiden salieron al escenario valenciano decorado para la ocasión con motivos espaciales, y empezaron el show con un “Wicker Man” que sonó demasiado bajo como ya he comentado antes, “The ghost of the navigator” fue de las que más me gustó de la noche a pesar de que el sonido siguió siendo bajo, al igual que en la completamente prescindible “Wratchild” , tras ella vino el único corte del nuevo disco, y eso que en teoria el concierto de Valencia cerraba la gira de presentación de “The Final Frontier”: “El dorado” que si bien es cierto suena mejor que en disco porque gana fuerza, sigue siendo muy mediocre, la siguiente parte del concierto a priori podía pensar que resultaría algo más tediosa por la naturaleza de los temas, pero la verdad es que con el sonido ya más alto resultó estar mejor de lo que esperaba, “Dance of death” estuvo bien aunque personalmente me dolió que la sustituyesen por “Paschendale”, le siguieron “The reincarnation of Benjamin Breeg” y “These colors don´t run” únicas concesiones al disco “A Matter of Life an Death”, pero que resutaron ambas muy acertadas elecciones, “Blood Brothers” con dedicatoria al desaparecido Dio incluida, fue otra de las mejores, muy coreada, después “Wildest dreams” que para mí gusto también es prescindible, y la brutal “No more lies” que bien puede ser considerada ya como un nuevo clásico, le siguió “Brave new World” mientras los fondos detrás de la banda cambiaban y cambiaban, tras ella “Fear of the dark” a la que el público reaccionó con bastante algarabía después de un set-list que no fue nada del agrado de los fans más antiguos del grupo. La última canción antes de los bises de rigor fue “Iron Maiden”, en la cual salió a escena el Eddie-alien de esta gira, para tocar el solo con una guitarra, y “juguetear” con los miembros de la banda.

Cabe decir también que el grupo estuvo genial, entregados, y moviendóse bastante, especialmente como siempre Bruce Dickinson, en un buen estado vocal, y un Steve Harris perfecto, pero en general todos rayaron a un gran nivel y sudaron de lo lindo. El concierto encaró ya sus últimas tres canciones: “The number of the beast” muy bien recibida por todos y “Hallowed by the name” que fue quizá el punto más álgido de la noche, para concluir con “Running Free” mientras Dickinson presentaba al grupo para finalmente despedirse y desaparecer mientras dejaban a más de uno/a con cara de ¿cuándo empiezan los maiden? o ¡qué me devuelvan mi dinero!

Set List de Edguy

01. Dead or rock
02. Speedhoven
03. Tears of a Mandrake
04. Lavatory love machine
05. Superheroes
06. King of fools

Set List de Iron Maiden

01. The Wicker man
02. The ghost of the navigator
03. Wratchild
04. El Dorado
05. Dance of death
06. The reincarnation of Benjamin Breeg
07. These colors don´t run
08. Blood Brothers
09. Wildest dreams
10. No more lies
11. Brave new world
12. Fear of the dark
13. Iron Maiden
—–
14. The number of the beast
15. Halloweed by the name
16. Running Free

Aquí dejo algunas fotos del concierto, un saludo: