Casi navidad

¡Qué bien! ya queda menos de un mes para que llegue la puta navidad… esa adorable y tradicional época de derroche, consumismo sin ningún sentido y sobre todo falsedad, ¡falsedad a raudales oiga! y aquí estoy yo ahora acordándome de lo cerca que está y de lo poco que me apetece tener que aguantar esta época del año, es que la temo solo de pensar en los grandes túmultos en madrid, esas acumulaciones de gente como si nadie hubiese visto una tienda en su puta vida (¡Oh mira… qué primor… un Berskha, entremos a ver que es!), y tengo suerte de no tener que vivirla como la mayoría derrochando falsedad por todos lados, yendo y viniendo a ver familiares de esos a los que no llamas ni cuando se ponen enfermos y conviertiendome en jugador de “El tren del exceso” ese gran concurso en el que todos se vanaglorian de poder participar con motivo de las fiestas navideñas.

Este año hay crisis, pero no dudo que habrá cantidades ingentes de peleles cruzando media ciudad para comprar sus regalos y con algo de suerte aumentar más aún la riqueza de los de siempre, da igual que cada vez estemos más apaleados, da igual que más de medio mundo pase hambre, ahora todo eso no importa ¡Es Navidad amigos!

–  Felicidad… copas… pavos… uvas… reyes gangoseando…

– ¿y hambre?

– ¡CALLA AGUAFIESTAS!! más felicidad… más turrón… más reyes gangoseando… más luces… más pavos… FELIZ NAVIDAD…

Esclavizados, engañados y contentos…

Anuncios

Nos dejan sin salas de conciertos en Madrid

Hace tan solo un par de años los intereses comerciales de turno nos dejaron sin una sala mítica y de las pocas de tamaño medio que había en la capital, la sala Aqualung, hoy me levanto con la lamentable noticia de que ha sido cerrada La Riviera, también se ha dado orden de clausura para la sala Macumba, también en Madrid; estamos hablando de las dos únicas salas de tamaño medio que ofrecen conciertos en Madrid, también se ha ordenado el cierre de otras salas.

La Riviera tenía licencia desde 1964, al parecer el cierre viene motivado por numerosas denuncias e infracciones acumuladas. Es deprimente que haya tenido que ocurrir la trágica muerte del joven Álvaro Ussía a manos de unos bestias, para que el ayuntamiento se ponga a revisar ahora las condiciones de los locales de Madrid. Por otra parte, en las noticias no se da solución al grave problema que se plantea desde ahora en la ciudad más grande de España, ahora Madrid queda carente de salas con una capacidad aceptable para poder ver conciertos, asique no se que ocurrirá a partir de ahora, ni sé que ocurrirá con la multitud de conciertos programados para estas salas, estamos ante un problema muy grave.

Enlace a la noticia en 20minutos.es: El Ayuntamiento cierra La Riviera, Moma y But, y anuncia la clausura de Macumba

Aqualung desaparecida, La Riviera cerrada, Macumba con orden de clausura, y mucho me temo que esto no quede aquí, ya que por lo poco que conozco y lo mucho que me temo las condiciones en otras salas son similares, y no me extrañaría nada que también cerrasen la Heineken y otras. Nos quedamos sin conciertos en Madrid señores.

PS: Cada día todo peor…

Un Saludo.

Ac/Dc – You shook me all night long

She was the best damn woman I had ever seen…

Hacía la tira de tiempo que no ponía un video, y este lo merece, además llevaba tiempo queriendolo poner; me encanta ese extraño tinte que tiene, el toque de las imagenes en blanco y negro, y bueno que decir de la canción, para mí siempre ha sido de las mejores, tan melódica, quizá algo previsible, pero aún así tan efectiva, todo un regalo… ya sabes.

Yeah, you shook me all night long…

😉

PD: Y así, de paso, vamos ensayando.


Purgar el alma

Siempre en la medida de lo posible, y más contando con la dificultad añadida de la sempiterna razón contracorriente que en mi caso es lo que supone la predisposición natural de haber nacido para lo contrario, es ya la hora de tratar de purgar el alma, labor que se me antoja harto difícil, pero en la cual no cejaré en el empeño de al menos intentarlo, porque siento que es el momento oportuno y porque siendo honesto la vereda del tragar ya se ha hecho demasiado angosta; purgar el alma significa principalmente soltar de una vez el máldito peso que me lastra y no me deja apenas caminar, poner algunas cosas en su sitio, y ordenarlas, dejar atrás otras, pero sobretodo escupir lo peor que hay en el interior, y que de no hacerlo acabará por envenenarme.

Y es que es algo que es inherente a la propia naturaleza del ser humano, y lo es hacer un ejercicio que todos debemos hacer más tarde o más temprano, y todo esto sin entrar en las gilipolleces de la salvación del alma, en lo de la vida post-terrenal ni semejantes memeces, simplemente como mero acto de reencuentro con uno mismo, y como un ejercicio de acercamiento a una autocura sentimental que es siempre necesaria, porque es necesario aprender a perder, perdonar y perdonarse a sí mismo. Y hoy creo que esto me acerca más a una libertad de pensamiento y a un equilibrio que resulte ser acorde y puede que también a una mejor felicidad, espero que al menos sirva para reencontrarme en el fondo, o mejor aún para encontrarme, y si no, sí para seguir adelante; veremos en que queda todo esto.

Un Saludo.

Uno de vampiros

En un bar de vampiros se oye lo típico…

– ¡Un cortado de sangre!

– ¡Un solo de sangre!

– ¡Uno doble de sangre por aquí!

Y esto que va uno y dice:

– ¡Un vaso de agua caliente!

y el otro vampiro que le mira extrañado le dice:

– ¿quillo?¿tu estas malo?

Y el otro sacándose un tampax del bolsillo le dice:

– ¿Qué pasa que no me puedo hacer una infusión o qué?

Un Saludo.